La palabra más bella

Ojalá. No hay palabra más bella ni más triste. Ojalá fuese… Ojalá pasara… Ojalá la vida… No hay palabra que me conmueva más en boca de otros. Ese nombrar algo que no existe, ese ansiar; el deseo de entusiasmo, de creer posible, siempre una ausencia, una necesidad pendiente en el lugar imaginario que es el corazón. Ojalá es una palabra que otorga posibilidad a las cosas, y eso es lo que le confiere belleza. Pueden brillar los ojos de alguien cuando dice ojalá, pero esta palabra tiene la textura de la sombra, y eso es triste. Por eso cuando la escucho me conmuevo, no puedo evitarlo. El mundo entero de alguien dentro de ese ojalá, regalando su único sentido oculto. O tal vez no, tal vez solo sea una palabra sin más, aunque sea la más bella y triste del diccionario.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s